Rescatar del olvido los buenos guiones: “La última seducción” y “Lazos ardientes”