Sobre la Mostra de Venecia 5

Este festival tiene una rareza que no tiene ningún otro y es que el director sólo puede estar un máximo de 4 años, con lo que es el último de Marco Müller. Y se nota. Unas cuantas estrellas, porque eso es lo que vende, incluído Woody Allen con una insoportable y mala película como la cosita llamada EL SUEÑO DE CASANDRA, y mucha basura. ¡Qué más da! Conociendo a Müller es que ya tiene otra cosa. ¿Roma?

Un tal Andrew Dominik, en 155 insoportables minutos ha hecho una cosa titulada THE ASSASSINATION OF JESSE JAMES by THE COWARD Robert Ford. Además es grotesca. Arranca después del último robo a un tren por parte de la banda de Jesse James, interpretado por un insoportable Brad Pitt. Es tan absurda e idiota que parece que Ford está enamorado de Jesse James, pero este parece querer que le maten. Le provoca y hasta le deja la pistola y le da la espalda. Un espanto de película.

En cambio, THE DARJEELING LIMITED de Wes Anderson ¡¡¡ES UN AUTÉNTICO INSULTO AL ESPECTADOR!!! Encima hay que aguantar a Owen Wilson. Quiere ser cómico y no hace gracia. Pretende contar una historia, pero no hay nada que contar. Mal contada, pesada. ¿Por qué a concurso esto señor Müller?